¿Qué significa saldo a favor en el impuesto a la renta?

0
103
Banner Suscripción Premium Noviembre
Banner Suscripción Premium Noviembre
previous arrow
next arrow

El impuesto a la renta constituye un tributo de periodicidad anual. Grava el trabajo desarrollado ya sea de modo dependiente o independiente, al igual que las rentas obtenidas por el arrendamiento o cualquier otro modo de cesión de bienes muebles o inmuebles.

A la hora de fijar el impuesto a la renta se distinguen cinco categorías: la primera categoría (que se genera a partir del arrendamiento o subarrendamiento de muebles o inmuebles), la segunda categoría (que se deriva de la venta de acciones o valores), la tercera categoría (procedente de actividades comerciales, industriales, de servicios o empresariales) y, por último, la cuarta y la quinta categoría (que grava las rentas percibidas por los trabajadores dependientes o independientes).

Los contribuyentes cuentan con la posibilidad de que al momento de comenzar a presentar la declaración anual del impuesto a la renta, puedan obtener un saldo a favor de la misma. En este caso, se trata de haber realizado un pago en exceso de los impuestos.

Cuando se habla de los saldos a favor del contribuyente y únicamente para aquellos casos en los que se generan rentas de tercera categoría, se aplican una serie de reglas que permiten conocer los créditos frente a los pagos a cuenta a realizar por el contribuyente. Al respecto, resulta conveniente que se conozca bien cada una de ellas y se gestione su pago mediante algún servicio contable. En este sentido, únicamente se pueden compensar los saldos acreedores procedentes de los ingresos de tercera categoría.

El orden de compensación de los créditos debe ser el siguiente: en primer lugar se compensará el anticipo adicional, a continuación los saldos a favor y, finalmente, los demás créditos.

Los saldos a favor que se acrediten dentro de la declaración anual del año anterior, por los cuales no se ha requerido la devolución, deberán ser compensados contra los pagos a cuenta del año, incluyendo desde el mes de enero, hasta su agotamiento.

Se deberá de compensar el saldo a favor que se haya originado en el ejercicio anterior, sólo cuando se hubiera acreditado a través de la declaración anual del impuesto y no se solicite una devolución. Igualmente, solo con los pagos a cuenta cuya fecha de vencimiento corresponda al mes siguiente al de la presentación de la declaración jurada en la que se consigne dicho saldo.

PROGRAMA DE ESPECIALIZACIÓN EN ASISTENTE CONTABLE

Inicia: Sábado 10 de Diciembre

Duración: 2 meses

Modalidad: Presencial y transmisión en vivo


banner-asesoria-empresarial
banner-asesoria-empresarial
previous arrow
next arrow

Comentarios