Lo que jamás debes decir a los clientes

0
1610
Slider

Atención al cliente

La atención al público es parte indispensable en una venta y para atender al cliente, no es necesario verlo renegando y lanzando insultos. Hay que saber acercarse, observando su actitud frente a un producto, pero sin mencionar las siguientes frases. Esto puedes compartirlo con tus trabajadores.

¿Va a comprar?

Nunca, pero nunca lo empujes a la compra. La mayoría de clientes se acerca a un local porque algo le jaló la vista. No sabe nada más, ni material, ni diseño, ni precio. Puedes esperar unos minutos que la curiosidad lo haga buscar ayuda en el personal de la tienda. «¿En qué puedo ayudarlo?» bastará en ese momento.

¿Me va a dar propina?

Si no quieres que el cliente se sienta incómodo o te diga todas las razones por las que no te da propina, evita esta frase. Inclusive si el cliente prefiere pagar con tarjeta de crédito y no incluye este reconocimiento al servicio del personal en tu local.

¿No sabe leer?

A veces un establecimiento está tan desordenado que el cliente no sabe dónde recoger el producto que ha comprado, especialmente en farmacias donde uno primero hace el pedido, luego cancela con un número de ticket y en otro lugar recoge su compra. Si el cliente dice ¿dónde puedo recogerlo? y no ha visto el pequeño letrero que dice Entrega de Productos, pues díselo de nuevo. A menos que quieras que se vaya a la tienda del frente.

¿Puede cambiarse de lugar?

Si el cliente ya está cenando, decirle que se mueva no solo es una falta de respeto, sino que demuestra que dentro de tu negocio, no saben organizar a los comensales. Lo recomendable es tener una persona que ubique a los usuarios que van llegando. ¿Mesa para cuántos?, ¿Cuántas personas van a ser?. Estas preguntas te pueden ayudar mucho más de lo que crees.

¿Ya acabó?

previous arrow
next arrow
Slider

Si está en una heladería y el cliente terminó su Súper Especial, te lo hará saber. No creo que desee quedarse por el resto de su vida en el local. Recuerda que no estás vendiendo solo productos en tu tienda, sino que estás ofreciendo tranquilidad, seguridad, tiempo con la familia o amigos (valor agregado). Si tienes prisa por recuperar la mesa para otros vendedores, ten a un mozo atento a cuando el cliente pida la cuenta.

No sabemos cuándo regresará

Si un proveedor importante está buscando a un representante de tu empresa, lo mínimo que deben saber tus trabajadores es la hora a la que regresa. A veces es algo urgente y el cliente con esta pequeña información, podrá programar una reunión más adelante. Hay que ser considerados con ellos.

No tenemos el producto que está viendo en el mostrador

Hay que tener el inventario actualizado y conocerlo para evitar que tus clientes se vayan a otras tiendas. Muchas veces estas respuestas solo las dan los vendedores cuando no quieren trabajar, y esto afecta directamente a los ingresos de tu negocio y a la imagen de tu marca.

¿Para eso me haces sacar el producto?

Algunos trabajadores necesitan practicar yoga y recuperar la paciencia que merece el público. Motiva a tu personal siempre para que sientan tu marca como suya y no estén descontentos por más que tengan problemas personales.

Fuente: mass.pe

Comentarios
Slider

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here